Ferrol - Historia Urbana
Franquismo
Una calle de Recimil (1999)

El nuevo barrio obrero de Recimil estaba destinado a alojar a las familias que accedían a Ferrol para trabajar en las instalaciones navales. Netamente diferenciado de la ciudad, situado extramuros, se configuraba como unidad autónoma dotada de su propio mercado, colegio e iglesia. Los materiales de construcción eran deficientes y las fachadas de los edificios, de hasta doscientos metros de largo, le conferían un aspecto cuartelario. Los nombres de las calles hacían referencia a los municipios de la comarca de donde procedían los inmigrantes.

Foto del Autor
Cerrar