Ferrol - Historia Urbana
Consolidación
Botadura en la Sociedad de Construcción Naval (1925)

Tras la destrucción de la escuadra durante la Guerra de Cuba, la Marina española quedó desprestigiada y carente de objetivos y el paro asoló las instalaciones navales. La flota se reconstruyó al calor de la Ley de 1908 de Creación de la Escuadra. Y se ensayaron nuevas fórmulas de gestión cuando un año más tarde los astilleros y parte del Arsenal ferrolano (y los de Cartagena y Cádiz) fueron arrendados a una compañía privada, la Sociedad Española de Construcción Naval, que con participación social inglesa (Vickers, Armstrong & Brown) aseguraba la transferencia de tecnología. Tras el bache de la Gran Guerra -siendo España no beligerante-, la reactivación volvió a Ferrol de la mano de los programas navales de la Dictadura de Primo de Rivera. El moderno crucero "Príncipe Alfonso", así bautizado en honor del hijo primogénito de Alfonso XIII, se botó en 1925.

VVAA, A Memoria de Ferrol (Vigo, 2002), Edicións Xerais
Cerrar