Ferrol - Historia Urbana
Fundación
Botadura de la fragata 'Restauración' en Ferrol (1825)

Una separación tajante se erigía entre la maestranza y marinería, y los oficiales de Marina. Las reformas Borbónicas acabaron con la práctica de promover a los marineros al rango de oficiales. A partir de entonces estos debieron formarse en la Real Academia Naval, para cuyo acceso se exigían pruebas de limpieza de sangre y origen nobiliar. Además, en una región donde coexistían dos idiomas en posición diglósica -el gallego mayoritario, el castellano lengua de prestigio limitada a ciertas élites letradas urbanas- los oficiales de Marina de extracción foránea se expresaban en castellano; la maestranza, en gallego.

© Museo Naval de Madrid
Cerrar